DOCTYPE html PUBLIC "-//W3C//DTD XHTML 1.0 Strict//EN" "http://www.w3.org/TR/xhtml1/DTD/xhtml1-strict.dtd"> KULCZEWSKI

5.01.2006

VIDA DE KULCZWESKI

SU ORIGEN
Nace en la ciudad de Temuco, un 8 de enero de 1896, hijo de don Boleslao Eugenio kulczewski y Lester, un ingeniero francés de origen polaco y doña Luisa García Rodríguez, distinguida dama de sociedad penquista.

SU CARÁCTER
Era un hombre vivaz, dichacharachero, de ojos brillantes, memoria increíble y que siempre estaba al tanto de todo.

EL ESTUDIANTE
Realiza sus estudios de enseñanza secundaria en el Instituto Nacional, el más importante en esos tiempos, por la calidad de sus profesores, muchos de ellos pedagogos de nota y de sólida raíz republicana; hasta el último año en 1912. Entre sus profesores estaba don Pedro Aguirre Cerda, quién fue su profesor de castellano durante los primeros cursos. No imaginaria el joven kulzchewski, que entonces 30 años después llegaría a formar parte del equipo de su Gobierno, participando incluso como jefe de su campaña electoral.

UNIVERSITARIO
En 1913 ingresa Luciano a la escuela de Arquitectura de la Universidad de Chile. Su hermano Raúl había recibido el titulo en esa misma escuela el año anterior; es muy probable que el mayor conocimiento que logró de los estudios de arquitectura a través de ese contacto le haya permitido descubrir más fácilmente su vocación.
Sus condiciones artísticas, en la arquitectura, quedan nítidamente demostradas ya desde sus años de estudiante, al obtener medallas en los salones oficiales del Museo de Bellas artes, una segunda medalla cuando cursaba el tercer año de arquitectura en 1916, y una tercera en 1917, cuando era alumno de cuarto año.

POLITICO Y FUNCIONARIO
La crisis económica mundial que en los años 30 afecta también a Chile, Y las circunstancias políticas del momento, habrían llevado a Luciano Kulczewski a sumarse a los trabajos electorales del candidato a la presidencia de la Republica, don Pedro Aguirre Cerda, su profesor de castellano en el instituto Nacional.
La actividad política no le era en absoluto desconocida. Desde muy joven participo como estudiante universitario en el movimiento socialista de la Federación de Estudiantes de la Universidad (FECH, fundado en 1906 reunía a la juventud en torno a una preocupación social.) y el se consideraba “uno de los catorce fundadores del partido socialista de Chile y su jefe electoral”. Tuvo autoría en el diseño del Logo de este partido.
La colaboración con el presidente Aguirre Cerda, si bien no se concretó en un ministerio, como lo esperaba, le significo asumir el importante cargo de administrador de la caja de seguro Obligatorio, hoy día equivalente aproximadamente a una vicepresidenta. Con fecha 13 de enero de 1939 en consejo directivo de la caja de Seguro Obrero “de enfermedad, invalidez y vejez” procedió a designarlo en reemplazo del señor Pedro Lira v., que había presentado su renuncia. Presidía este consejo el ministro de Salubridad del presidente Aguirre Cerda, Dr. Salvador Allende G.
Ya en sus primeras declaraciones dio muestras del espíritu renovador que lo animaba: señalo que instauraría una nueva política en el desarrollo de las actividades de la caja, estudiando una nueva organización “que permita a este organismo llenar ampliamente sus fines y que lo ligue a la clase trabajadora, en un concepto de vida y no a base de una cama en un hospital y un hueco en el cementerio, como era hasta ahora.
Once días después de asumir sus funciones debió enfrentar una de las peores tragedias que han enlutado al país: el terremoto de Chillán del 24 de enero de 1939. A Luciano Kulczewski le correspondió adoptar todas las medidas tendientes a paliar la tragedia, prestando un rápido auxilio a los habitantes de la zona afectada. Sus dotes de planificador y su gran capacidad de trabajo, así como su inventiva, fueron puestas a prueba, sorteando con éxito las mayores dificultades.
Asiste en representación del país al Primer congreso de vivienda efectuado en Buenos Aires, realizado en octubre del año 1939. Allí plantea con vehemencia la posición de Chile en materia de desarrollo Habitacional.

Falleció el 19 de Septiembre de 1972. Sus restos fueron incinerados y, de acuerdo a su voluntad, siendo esparcidas sus cenizas en los faldeos del cerro san Cristóbal, al que dedicó sus primeros años de profesión y por el que sentía un gran atractivo.